Etiquetas

, , , , , , , , , ,

He decidido que no voy yo a ser menos que otros ilustres blogueros, y me voy a marcar un post con los libros que me he leído en 2013, y que han sido nada más y nada menos que 10. Si, habéis leído bien, no he querido decir los 10 que me han gustado sino que (para mi vergüenza y oprobio)  en realidad e leído sólo 10 (más 2 que tengo casi acabados, pero que para no hacer trampas no incluiré aquí). Shame on me y todo lo que queráis, pero es lo que hay, majetes.

Y no me critiquéis mucho que por lo menos este año he anotado cuales han sido, gracias a esto del blog y de Goodreads (que es el único diario de libros que WordPress permite añadir como widget en sus páginas).

Por si sentís una irrefrenable curiosidad y no os queréis leer toda la entrada (que me ha quedado pelín larga), se resumen en este pantallazo: siento los títulos en inglés, no es que sea yo muy erudito y haga mis lecturas en la lengua de Shakespeare, sino que el Goodreads no da para más.

Libros leídos en 2013Lo menos que puedo hacer es decir unas palabrillas de ellos (supongo que es lo que esperáis de mi). Vaya por delante que yo no soy de esos que van tomando notas !que os pensabais! así que no esperéis una análisis muy concienzudo.

Las correciones,  de Jonathan Franzen.  Es el primer libro que he leído de este autor y  pese a que venía prevenido por la regular crítica del gran reseñador desgraciadito a otro de sus libro,  los comentarios positivos de Nan y la buena crítica de Molinos me animaron a leerlo y  la verdad es que me gustó bastante.  Es la historia de una familia real, con sus miserias (muchas) y grandezas (algunas) contada de forma magistral desde el punto de vista de cada uno de los protagonistas (algunos de los cuales son francamente despreciables, y por lo tanto bastante reales).  A mi personalmente me toco bastante por encontrarme en esa edad tan mala en la que pasas de cuidar a tus hijos a cuidar a tus padres.

Una madre sin superpoderes, de Molinos. Para mi, como para muchos lo mejor de este libro es que me permitió conocer a nuestra inspiración, la gran Molinos, el venturoso veintitrés de abril en el que hizo la presentación del libro. Como los 4 gatos que llegáis a este humilde blog supongo que ya sabéis, el libro es una recopilación de la entradas de la serie Maternity donde cuenta, de forma hilarante la mayor parte de la veces, los padecimientos de una madre nada convencional. A pesar de que como ella misma dice yo soy un descerebrado cum laude, he de decir (nuevamente shame on me) que la serie de Maternity no la seguía con mucha asiduidad, así que para mi la mayor parte de los capítulos fueron un agradable descubrimiento. Desde aquí animo a todos a leer tanto el libro como el blog de Molinos.

Hacia rutas salvajes, de Jon Krakauer. De este montañero y periodista ya había leído Mal de altura, donde narra la desgracia de 1996 en el Everest, criticando duramente la expediciones comerciales, y que posteriormente fue rebatido en otro libro (Everest 1996) por uno de los guías de la expedición, Anatoli Bukreev (que también leí hace tiempo, y que si os gusta la montaña os recomiendo desde aquí).

Hacia rutas salvajes cuenta la historia real de Christopher McCandless, un joven de buena familia que tras graduarse en la universidad, donó todo su dinero a obras de caridad y se embarcó en un viaje por el oeste americano y posteriormente por Alaska (donde fue encontrado muerto),  alimentándose de lo que podía cazar y recolectar en la naturaleza. El libro busca, haciendo paralelismos con la vida de Krakauer,  las motivaciones del viaje de McCandless y las razones más probables del falta desenlace, que en contra de lo que la opinión mayoritaria puede pensar, no fue por un comportamiento imprudente del joven.

Anatomía de un instante, de Javier Cercas, que para el que no lo sepa es un relato del golpe de estado del 23F. El autor cuenta al inicio del libro que pretendía hacer una novela, pero que le pareció que los hechos reales superaban cualquier ficción que el pudiese recrear.  A pesar de que yo viví de forma bastante dramática aquellos sucesos (estaba haciendo la mili, tal y como conté aquí), es sorprendente la cantidad de datos que desconocía. Por ejemplo que todo el mundo estaba deseando  “amortizar” a Adolfo Suarez, aunque fuese aliándose con los militares. Por ejemplo ¿sabíais que el General Armada se reunió en fechas anteriores al golpe con el  PSOE (Enrique Múgica y Joan Reventos) a fin de ver la posibilidad de un gobierno de coalición presidido por un militar? El propio rey Juan Carlos, dejó clarisimo en el mensaje de navidad que había retirado su apoyo a Adolfo Suarez.

Lo que finalmente hizo que el golpe “suave” no prosperase fueron los tiros en el Congreso que asustaron a muchos, y la cerrazón de Tejero al negarse a entregar el poder a Armada, cuando éste fue a visitarle al Congreso. En fin un libro de nuestra historia reciente que se lee como una novela de espías, no os lo perdáis.

En casa, de Bill Bryson. Supongo que todos conocéis a este autor que ha escrito sobre todos libros de divulgación científica, siendo el más famoso el de Breve historia de casi todo que (tercer shame on me) yo no fui capaz de acabarme. En éste aprovechando la historia de su vieja casa en Inglaterra (que fue una antigua rectoría) va contando como transcurría la vida diaria de ingleses y norteamericanos desde la edad media hasta el siglo XIX.  Para ello va ligando la historia de cada uno de los aposentos de su casa, con la estos dos países (principalmente). Lo que más me impacto es lo incomodo y peligroso que era la vida antes del siglo XX.  Por ejemplo, había muchas enfermedades horrorosas, como la viruela o la peste, que te mataban entre dolores espantosos, pero la peor de todas era el cólera por el miedo que causaba a la población: te podías levantar por la mañana perfectamente sano, y no llegar vivo a la noche, y sin saber cual era la  causa de la enfermedad. Imaginaros el pánico que esta enfermedad provocaba.

Armas, gérmenes y acero, de Jared Diamond.  ¿Por qué fuimos los europeos los que conquistamos el América, en lugar de ser ellos los que desembarcaran y conquistarán Europa? Esta pregunta es la que de forma brillante, erudita y en ocasiones un poco repetitiva, se responde en este libro. El libro tiene casi 600 páginas así que si queréis un resumen rápido os diré que fue porque la geografía de Euroasia es alargada en dirección este – oeste  y la de América y África alargada en dirección norte-sur, y hasta ahí puedo leer.

Colapso: por qué unas sociedades perduran y otras desaparecen, también de Jared Diamond (le cogí gustillo y repetí con otro tocho de 800 páginas). No, fuera de bromas este libro es mejor aún que el anterior, además de mucho más entretenido ya que va contando la historia de distintos pueblos ¿Por que desapareció la civilización de la Isla de Pascua? ¿Sabías que hubo colonias de Vikingos en Groenlandia al mismo tiempo que los Inuits, durante varios siglos, pero que al contrario que estos últimos no lograron sobrevivir al entorno? ¿Por qué unos si y otros no? ¿Sabéis que el Japón es uno de los países con más superficie forestal, por decisión de sus gobernantes que anticiparon los problemas de erosión que acabarían con el país si no tomaban decisiones radicales? ¿Sabéis que Australia es el país con más erosión de su suelo y que a pesar de ello, y con el apoyo de sus gobernantes, exportan madera a Japón? Un libro buenísimo, que nos anticipa como será nuestro futuro si no nos ponemos las pilas. No podéis dejar de leerlo.

La marca del meridiano, de Lorenzo Silva y premio Planeta (lo que no auguraba nada bueno). Efectivamente a pesar de que yo soy fan de Lorenzo, que me gusta como escritor y como persona, este es el libro que menos me ha gustado de este año. No es que el libro este mal es que no parece una novela negra, que es lo que yo quería leer cuando lo compré. Ya se lo contaba a El Chico de la Consuelo aquí, pero a lo que parece he debido ser yo el que no ha pillado la esencia del libro. Bueno, como dice el propio Lorenzo en su blog,  no siempre se puede gustar a todo el mundo.

Todo lo que era sólido, de Antonio Muñoz Molina. Es el primer libro que leo de este autor (cuarto shame on me) y además no es una novela pero me ha gustado mucho porque coincide plenamente con mi pensamiento político: lo que tenemos en este pais no es una democracia sino una oligocracia donde todos, de izquierdas y de derechas, trincan a modo. La diferencia es que Antonio se ha dado cuenta en fechas recientes y yo hace ya más de 10 años que se lo cuento a todo el que se me acerca en cuanto me dan ocasión.

Este libro y este autor tiene grandes  seguidores en el mundo tuitero, así que no me atrevo a meterme más con él, además de que como decía es un gran libro con frases para grabar en piedra como estas:

Primero se hizo compatible ser de izquierdas y ser nacionalista. Después se hizo obligatorio

No tengo nada contra el nacionalismo, igual que no tengo nada contra la religión, o contra el creacionismo. Allá cada cual con sus creencias. Tan sólo prefiero que las leyes me protejan para que los partidarios de cada una de ellas no tenga la potestad de imponérmelas.

No se lo digáis pero las he copiado del blog de Paula, ya que como ya dije al principio no tomo notas según voy leyendo.

Negro y azul de Ian Rankin. Si buscáis en blogs de novela negra veréis que este libro es uno de los clásicos del genero que todos recomiendan leer. Para los que no conozcáis el percal os diré que Ian Rankin es el autor de la serie policíaca que tiene al inspector escoces Jhon Rebus, como protagonista. Tras varias novelas no muy brillantes Negro y azul fue (según dicen los sesudos críticos) la primera realmente buena, a continuación de la cual vinieron otras de gran éxito.

Pues a mi ni fu ni fa, más o menos como el del Meridiano. Menos mal que ahora estoy leyendo de nuevo a Jo Nesbo para reconciliarme con el genero policíaco. Donde esté Harry Hole que se quite Jhon Rebus (supongo que la copia es mejor que el original, o al menos a mi me lo parece).

Y con esto y un bizcocho,  hasta el año que viene. Espero que nos sea propicio en lo económico (difícil lo veo con estos nuestros políticos) y sobre todo mucha salud que es lo verdaderamente importante.

 

Anuncios