CASA DE CITAS

La economía no hace falta estudiarla, el hombre que gane cinco duros que se gaste uno, ya está la economía. Pero si el hombre que gana cinco duros se gasta seis, ya se ha jodido la economía. La economía tiene que venir por uno mismo, ganar cinco y gastar uno.

No hay bien que siempre dure, de lo malo a lo bueno se va bien, pero de lo bueno a lo malo, ¡ay que mal se va ir! Y es lo que va a venir…

Isidro Ciriano. Abuelo soriano.

Al final lo que crees ser, es algo insignificante, que solo sirve para alimentar tus frustraciones y con mayor o menor rigor para castigar o premiar lo que ves en el espejo. Sin embargo, seamos sinceros, lo que somos o creemos ser, no tiene nada que hacer en la lucha con lo que los demás piensan de nosotros.

El chico de la Consuelo

Saber es acordarse

Aristóteles

Dime cómo te diviertes y te diré quién eres

José Ortega y Gasset

El malvado descansa algunas veces, el necio jamás.

José Ortega y Gasset

Un hombre debe vivir tan cerca de sus superiores como cerca del fuego; ni tan cerca que se queme, ni tan lejos que se hiele

Diógenes Laercio

Una brújula no dispensa de remar

Maurice Nédoncelle

El secreto de la salud, mental y corporal, está en no lamentarse por el pasado, preocuparse por el futuro, ni adelantarse a los problemas, sino vivir sabia y seriamente el ahora

Buda
Anuncios

1 pensamiento sobre “CASA DE CITAS”

  1. coño, si estoy citado junto a Aristóteles y a Buda !!!
    se agradece estar en una casa de citas sin tener que pagar!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s